jueves, enero 29, 2009

ZOMBIES EN AUSTIN!!! - ZOMBIES AT AUSTIN!!!


Hackers computacionales intervinieron en los anuncios de "desviación por obras" de las calles de Austin Texas para mandar un mensaje importante a la población.
Computer Hackers took control of the "caution - desviation" signs in the Austin Streets to send an important message for the people...

En ese caso cuidese y tenga a la mano su kit de sobrevivencia.
So, take care and keep near of you the survival kit

jueves, enero 22, 2009

Eduardo Galeano: a Abraham


Este artículo está dedicado a mis amigos judíos asesinados por las dictaduras latinoamericanas que Israel asesoró.

Para justificarse, el terrorismo de estado fabrica terroristas: siembra odio y cosecha coartadas. Todo indica que esta carnicería de Gaza, que según sus autores quiere acabar con los terroristas, logrará multiplicarlos.

Desde 1948, los palestinos viven condenados a humillación perpetua. No pueden ni respirar sin permiso. Han perdido su patria, sus tierras, su agua, su libertad, su todo. Ni siquiera tienen derecho a elegir sus gobernantes. Cuando votan a quien no deben votar, son castigados. Gaza está siendo castigada.

Se convirtió en una ratonera sin salida, desde que Hamas ganó limpiamente las elecciones en el año 2006. Algo parecido había ocurrido en 1932, cuando el Partido Comunista triunfó en las elecciones de El Salvador. Bañados en sangre, los salvadoreños expiaron su mala conducta y desde entonces vivieron sometidos a dictaduras militares. La democracia es un lujo que no todos merecen.

Son hijos de la impotencia los cohetes caseros que los militantes de Hamas, acorralados en Gaza, disparan con chambona puntería sobre las tierras que habían sido palestinas y que la ocupación israelita usurpó.

Y la desesperación, a la orilla de la locura suicida, es la madre de las bravatas que niegan el derecho a la existencia de Israel, gritos sin ninguna eficacia, mientras la muy eficaz guerra de exterminio está negando, desde hace años, el derecho a la existencia de Palestina.

Ya poca Palestina queda. Paso a paso, Israel la está borrando del mapa.
Los colonos invaden, y tras ellos los soldados van corrigiendo la frontera. Las balas sacralizan el despojo, en legítima defensa.

No hay guerra agresiva que no diga ser guerra defensiva. Hitler invadió Polonia para evitar que Polonia invadiera Alemania. Bush invadió Irak para evitar que Irak invadiera el mundo. En cada una de sus guerras defensivas, Israel se ha tragado otro pedazo de Palestina, y los almuerzos siguen. La devoración se justifica por los títulos de propiedad que la Biblia otorgó, por los dos mil años de persecución que el pueblo judío sufrió, y por el pánico que generan los palestinos al acecho.

Israel es el país que jamás cumple las recomendaciones ni las resoluciones de las Naciones Unidas, el que nunca acata las sentencias de los tribunales internacionales, el que se burla de las leyes internacionales, y es también el único país que ha legalizado la tortura de prisioneros.
¿Quién le regaló el derecho de negar todos los derechos? ¿De dónde viene la impunidad con que Israel está ejecutando la matanza de Gaza? El gobierno español no hubiera podido bombardear impunemente al País Vasco para acabar con ETA, ni el gobierno británico hubiera podido arrasar Irlanda para liquidar a IRA. ¿Acaso la tragedia del Holocausto implica una póliza de eterna impunidad? ¿O esa luz verde proviene de la potencia mandamás que tiene en Israel al más incondicional de sus vasallos?

El ejército israelí, el más moderno y sofisticado del mundo, sabe a quien mata. No mata por error. Mata por horror. Las víctimas civiles se llaman daños colaterales, según el diccionario de otras guerras imperiales. En Gaza, de cada diez daños colaterales, tres son niños. Y suman miles los mutilados, víctimas de la tecnología del descuartizamiento humano, que la industria militar está ensayando exitosamente en esta operación de limpieza étnica.

Y como siempre, siempre lo mismo: en Gaza, cien a uno. Por cada cien palestinos muertos, un israelí.

Gente peligrosa, advierte el otro bombardeo, a cargo de los medios masivos de manipulación, que nos invitan a creer que una vida israelí vale tanto como cien vidas palestinas. Y esos medios también nos invitan a creer que son humanitarias las doscientas bombas atómicas de Israel, y que una potencia nuclear llamada Irán fue la que aniquiló Hiroshima y Nagasaki.
La llamada comunidad internacional , ¿existe?

¿Es algo más que un club de mercaderes, banqueros y guerreros? ¿Es algo más que el nombre artístico que los Estados Unidos se ponen cuando hacen teatro?

Ante la tragedia de Gaza, la hipocresía mundial se luce una vez más. Como siempre, la indiferencia, los discursos vacíos, las declaraciones huecas, las declamaciones altisonantes, las posturas ambiguas, rinden tributo a la sagrada impunidad.

Ante la tragedia de Gaza, los países árabes se lavan las manos. Como siempre. Y como siempre, los países europeos se frotan las manos.

La vieja Europa, tan capaz de belleza y de perversidad, derrama alguna que otra lágrima, mientras secretamente celebra esta jugada maestra. Porque la cacería de judíos fue siempre una costumbre europea, pero desde hace medio siglo esa deuda histórica está siendo cobrada a los palestinos, que también son semitas y que nunca fueron, ni son, antisemitas. Ellos están pagando, en sangre contante y sonante, una cuenta ajena.

Eduardo Galeano, tomado de http://www.viejoblues.com/

lunes, enero 19, 2009

¿El día feliz que está llegando? - The happy day that is coming?


Se está arrimando un día feliz...bueno, no se si decir que muy feliz pero de medianamente feliz si puedo catalogarlo.
A happy day is arriving....well, I don't know if a very happy day but of a bit happy I can say.

Está por perder el poder...bueno, el poder formal al menos, uno de los personajes más oscuros de la historia.
"He" is going to lose the power....well, formal power at least, one of the darkest characters of the history.

Pero no es un tipo rudo, no es un tipo que intimide con la mirada, no es un tipo de fuertes convicciones ni de enorme voluntad. Y fue el dinero, cual vulgar ladrón, el que empujó sus acciones.
But he's not a rude guy, a scary guy with a heavy look, he's not the strong convictions or the willing guy. And was the money, like any other vulgar thief, that push him to all his actions.

Es mas pienso, que si no fuera por el caracter trágico de su mandato, causaría risa. Hay un dicho en mi país que reza "Dios nos libre de un pendejo con iniciativa"
To be honest, without the tragic heritage of his government probably would cause laugh. There is a saying in my country "God, keep us free of a willing stupid"

Pero lo que más apena es que nos tengamos que conformar, y hasta alegrar, con el solo hecho de que acabe su mandato, nadie espera que pague por todo lo que ha hecho a la humanidad.
But the saddest thing is that we have to be satisfied, and even be happy, just because his time is over, nobody expects him to pay because of all the crimes against humanity.

viernes, enero 16, 2009

jueves, enero 15, 2009

El futbol como fuente de identidad - Soccer as source of identity


El hombre, ser gregario a fin de cuentas, siempre ha de buscar adhesión a grupos afines ideológica, económica, moralmente, es el grupo ente protector del cual es cuerpo y dependiente, al ser el grupo fuente de legitimidad y de identidad para la persona.
The man, gregarious being, always is looking his add to like minded groups in an ideological, economic or moral way, It's the group, protection entity whose the man is part and dependent, cause the group becomes an identity and legitimacy source.

Hoy en día es la afinidad deportiva uno de los puntos de cohesión que tenemos como sociedad, la religión pasa a segundo término como opio del pueblo, y ya no eres mexicano, español, argentino, sino; culé, merengue, chiva, puma, bostero, gallina, etc.
Nowadays, it's the sports's coincidence a cohesion point that we have as society, religion takes a second place as people's opium, now you are not mexican, spaniard or argentini but culé, merengue, chiva, puma, bostero, gallina (part of the soccer teams fans), etc.

Y las exaltaciones chauvinistas, el lanzarse a las calles envuelto en la bandera y con los colores tatuados en el pecho, toman vacaciones hasta ese aciago día en que el seleccionado nacional salte a la cancha y te vuelves de nuevo uno con la patria.
And the chauvinistic demonstrations, to take the city streets with your country flag and with the colors tattooed in the chest, take a rest until that day the national representation have a game and you become one with the motherland.

A veces el grupo despersonaliza, despoja de carácter individual, desinhibe y empuja a los miembros de su cuerpo hacia el extremo, en cualquiera de sus expresiones.
Sometime the groups takes you out of personality, desinhibit and push you and all the members of this body to the extreme, in any of its expresions.

Yo soy de una ciudad llamada Monterrey, metrópoli intermedia de 4 millones de habitantes de vocación industrial, al noreste de México, la ciudad está dividida en 2 por el futbol, entre los aficionados a los Tigres de la Universidad Autónoma de Nuevo León y los Rayados de Monterrey, división que llega a las familias que llegan los domingos a las casas de los abuelos enfundados en las casacas de estos heroes de ocasión.
I'm from Monterrey, a 4 millions inhabitants mexican city, an intermedia metropoli and industrial center of the country, the city has a division because of the soccer liking, between the Monterrey "Rayados" and the NL University Tigers, division that can be felt in the families that visit the grandmother's house using the jerseys of this weekends heroes

Yo solo los veo pues no soy hincha de ninguno de los locales sino de los Pumas de la Universidad Nacional, así que me ven como caso raro de estudio jeje.
I just watch them cause I'm not fan of the local teams but of the National University "Pumas", so they look at me like a weird thing.

Anexo al final de la entrada un par de comerciales de una cerveza mexicana con el futbol de tema, pero no cualquier futbol sino el futbol de Monterrey, esos son los equipos, las calles, los cerros, los estadios y la gente de mi ciudad, la pasión de mis hermanos, padres, tíos y abuelos.
At the end of the post you can see a couple of ads of a mexican beer with the soccer as the topic, but not any soccer but the soccer in Monterrey, these are the teams, the streets, the mountains, the stadiums and the people of my city, my brothers', parents', uncles' and grandparents' passion.

Anexo además un comercial argentino de la cerveza Quilmes con el futbol como tema para que se den una idea como se desarrolla el tema entre hispanoamericanos.
Also you can find an argentinian ad of their beer Quilmes with the soccer as the topic, so you can have an idea about what's the soccer place in our culture






miércoles, enero 14, 2009

Falleció el Dr. Carlos Canseco


Monterrey, ciudad donde vivo, es una gran ciudad producto de los esfuerzos individuales y colectivos de la gente que la habitan, parte de su grandeza proviene de personas que sin ser oriundas de esta tierra la adoptaron como propia y se convirtieron en agentes de cambio en una sociedad compleja como la nuestra.

Uno de estos personajes que fueron partícipes de la historia de la comunidad, aunque la influencia de este hombre afectó a la humanidad en su conjunto, es el Dr. Carlos Canseco, quien el día de hoy pasó a mejor vida.

Carlos Canseco González fue un destacado médico mexicano, nacido en la ciudad de México el 17 de marzo de 1921, graduado como médico en la Universidad Autónoma de México, especializado en alergología en la NorthWestern University y en inmunología clínica en la Universidad de Pittsburgh.

En 1949 creó la primera cátedra de alergología de la Universidad de Nuevo León (hoy UANL) y al año siguiente encabezó el patronato para la construcción del Hospital Infantil en Monterrey.

En 1950 fundó, junto a otros empresarios, el Club de Futbol Monterrey e ingresó al club Rotario, el cual presidiría a nivel mundial 34 años después, desde esta posición lanzaría una campaña internacional para inmunizar a todos los niños del mundo contra la poliomelitis. Dos años antes (1982) había colaborado con Albert Sabin en el desarrollo de una vacuna en aerosol contra el sarampión.

En los últimos años el doctor Canseco ha recibido el doctorado honoris causa de las universidades de Milwaukee, Seúl, Autónoma de Nuevo León y de las Américas en Puebla. Ha sido condecorado por los gobiernos de Alemania, Brasil, Perú, Colombia, República Dominicana y Venezuela.

En enero del año 2002 fue elegido uno de los once “Héroes de la Salud Pública” del siglo XX por la Organización Panamericana de la Salud y el 7 de octubre de 2004 recibió la Medalla Belisario Domínguez de manos del presidente Vicente Fox.

Tuve oportunidad de saludarlo varias veces al coincidir en diversos eventos en mi época de estudiante universitario, lo recuerdo siempre alegre, sencillo, pleno.

Mis más sinceras condolencias a su familia, esperando la pronta resignación.

Con información de Wikipedia

jueves, enero 08, 2009

Sobre la masacre en Gaza

Anexo un artículo escrito por Robert Fisk de The Independent traducido para el diario mexicano La Jornada hoy 8/01/09, pongo un artículo ajeno pues lo que me viene a la mente hoy en día, con asuntos como el bombardeo a escuelas controladas por la ONU por ejemplo, tiene más de incendiario que de análisis, espero lo comprendan.


Robert Fisk
Nos preguntaremos por qué odian tanto a Occidente

http://www.jornada.unam.mx/2009/01/08/index.php?section=opinion&article=026a1mun

Una vez más, Israel ha abierto las puertas del infierno para los palestinos. Cuarenta refugiados civiles muertos en una escuela de Naciones Unidas, otros tres en otro plantel de este tipo. No está mal para una noche más de trabajo en Gaza a cargo del ejército israelí, que cree en la “pureza de las armas”. ¿Debería sorprendernos?

Ya se nos olvidaron los 17 mil 500 muertos –casi todos civiles, la mayoría mujeres y niños– durante la invasión de Israel a Líbano, en 1982; los mil 700 palestinos muertos durante la matanza de Sabra y Chatila; la masacre de Qanaen en que murieron 106 civiles libaneses refugiados, más de la mitad de ellos niños, en una base de la ONU; la matanza de los refugiados de Marwahin, a quienes Israel ordenó salir de sus casas en 2006 para luego ser asesinados por helicópteros israelíes; los mil muertos en el mismo bombardeo del mismo año y en la invasión a Líbano, y lo mismo, casi todos civiles.

Lo que es sorprendente de los líderes occidentales, tanto presidentes como primeros ministros y, me temo, directores de medios y periodistas, es que se han tragado la vieja mentira de que Israel se cuida mucho de evitar víctimas civiles. “Israel hace todo el esfuerzo posible para evitar afectar a civiles”, aseguró de nuevo otro embajador israelí horas antes de la matanza en Gaza.

Y cada presidente y primer ministro que ha repetido esta mendacidad como excusa para no exigir un cese del fuego tiene en las manos la sangre de la carnicería de anoche. Si George W. Bush hubiera tenido el valor de exigir un cese del fuego hace 48 horas, todos esos ancianos, mujeres y niños, esos 40 civiles, estarían vivos.

Lo que ocurrió no sólo es una vergüenza: fue una desgracia. ¿Sería exagerado llamarlo crimen de guerra? Porque así es como llamaríamos esta atrocidad si Hamas la hubiera cometido. Por lo tanto, me temo, estamos ante un crimen de guerra.

Después de cubrir tantos asesinatos masivos a manos de ejércitos de Medio Oriente –por soldados sirios, iraquíes, iraníes e israelíes–, supongo que debería yo reaccionar con cinismo. Pero Israel proclama que está combatiendo en la guerra “internacional contra el terror”. Los israelíes aseguran luchar en Gaza por nosotros, por nuestros ideales occidentales, por nuestra seguridad y para salvarnos, de acuerdo con nuestras normas. Y así somos cómplices de las salvajadas que se cometen en Gaza.

Ya he reportado las excusas que en el pasado ha dado el ejército israelí por estos atropellos. Como está claro que serán recalentadas en las próximas horas, aquí les obsequio algunas: los palestinos mataron a sus propios refugiados, los palestinos desenterraron cuerpos de los cementerios y los plantaron en las ruinas. Y a final de cuentas, los palestinos tienen la culpa por haber apoyado a una facción armada, y además porque los palestinos armados deliberadamente utilizan a refugiados inocentes como escudos humanos.

Cuando la derechista Falange libanesa, aliada de Israel, perpetró la matanza de Sabra y Chatila, los soldados israelíes se quedaron ahí, observándolos durante 48 horas, sin hacer nada, y esto fue revelado por una investigación a cargo de una comisión israelí.

Posteriormente, cuando Israel fue acusado de esa matanza, el gobierno de Menachem Begin acusó al mundo de calumniar con sangre a su país. Después que la artillería israelí disparó bombas contra una base de la ONU en Qana, en 1996, los israelíes afirmaron que hombres armados de Hezbollah también se refugiaban en dicha base. Era mentira. Los más de mil muertos en 2006 en una guerra que comenzó cuando Hezbollah capturó a dos soldados israelíes en la frontera simplemente se achacaron a Hezbollah.

Israel aseguró que los cuerpos de niños asesinados en la segunda matanza de Qana fueron tomados de un cementerio. Ésa fue otra mentira.

Nunca hubo excusas para la masacre en Marwahin. Se ordenó a los pobladores de la aldea que huyeran y ellos obedecieron sólo para ser atacados por barcos artillados israelíes. Los refugiados tomaron a sus niños y los colocaron en torno a los camiones en que viajaban, para que los pilotos israelíes pudieran ver que eran inocentes. Fue entonces cuando los helicópteros israelíes les dispararon a corta distancia. Sobrevivieron sólo dos personas, haciéndose pasar por muertos. Israel ni siquiera ofreció disculpas por este episodio.

Doce años antes, otro helicóptero israelí atacó una ambulancia que llevaba civiles de una aldea a otra –de nuevo obedeciendo órdenes de Israel– y mató a tres niños y dos mujeres. Los israelíes aseguraron que había un combatiente de Hezbollah en la ambulancia. Era mentira. Yo cubrí todas estas atrocidades, investigué, hablé con sobrevivientes. Lo mismo hicieron varios colegas. Nuestro destino, desde luego, fue enfrentar la más vil de las calumnias: se nos acusó de antisemitas.

Y escribo lo siguiente sin la menor duda: escucharemos de nuevo estas escandalosas fabricaciones. Nos repetirán la mentira de que Hamas tiene la culpa. Dios sabe que éste es culpable de suficientes cosas sin tener que añadir este crimen. Probablemente nos salgan también con la mentira de “los cuerpos sacados del cementerio”, y seguramente también escucharemos de nuevo la mentira de que “Hamas estaba dentro de la escuela de la ONU”. Y definitivamente, nos dirán de nuevo la mentira del antisemitismo. Y nuestros líderes soplarán y resoplarán y le recordarán al mundo que fue Hamas el que rompió el cese del fuego.

Sólo que no fue así. Israel lo rompió primero, el 4 de noviembre, cuando dio muerte a seis palestinos durante un bombardeo a Gaza, y de nuevo el 17 de noviembre al matar con otro bombardeo a cuatro palestinos más.

Sí, los israelíes merecen seguridad. Veinte israelíes muertos en los alrededores de Gaza en 10 años es, desde luego, una cifra horrible. Pero 600 palestinos muertos en poco más de una semana y miles de muertos desde 1948, a partir de cuando la matanza israelí de Deir Yassin impulsó el éxodo palestino de esa parte de Palestina que se convertiría en Israel, es una escala totalmente distinta.

Esto recuerda, no lo que sería el normal derramamiento de sangre en Medio Oriente, sino una atrocidad del nivel de la guerra de los Balcanes en los años 90.

Desde luego, cuando un árabe se levante y con furia sin freno arroje hacia Occidente su ira incendiaria y ciega, diremos que eso nada tiene que ver con nosotros. “¿Pero por qué nos odian?”, nos preguntaremos. No vayamos a decir que no sabemos la respuesta.

© The Independent

Traducción: Gabriela Fonseca

miércoles, enero 07, 2009

Los ateos contratacan


Al tiempo que pasa la navidad que es cuando más abiertamente se expresa la religiosidad en tierras cristianas, los movimientos ateos presentan su "resistencia civil pacífica" jeje, poniendo anuncios de promoción a la vida libre de ataduras no corpóreas en autobuses de Londres, Barcelona y Madrid, anexo la foto de uno de ellos.